ALEGRA LA CARA

¡El sol no lo hubiera hecho mejor!.

Como un nuevo vestido sobre la piel, los autobronceadores “ahorran” problemas bajo el sol y rinden un homenaje al mejor de los tonos bronceados.

 

Por encima de las modas, cuando se habla de las radiaciones solares, se encuentran la salud y el bienestar, esos que el sol nos quita cuando se abusa de el.

Y como quien roba a un ladrón tiene cien años de perdón, bien se le puede hacer una trampa.

 En ese sentido los nuevos autobronceadores son la más inteligente que de momento se conoce, por su capacidad de proporcionar un color hermoso, con o sin él…

 ¿Para que le necesitan si son muy capaces por ellos mismos de imitar sus efectos –que no sus defectos- a la perfección?…

 Están de moda y sus utilidades son múltiples, porque no solo dan color a la piel que no lo tiene, sino que intensifican y prolongan el que ya se ha adquirido.

 Se les podría definir como “los sistemas capaces de lograr buen tono sobre la epidermis” los 365 días del año, con la intensidad deseada (depende de las aplicaciones).

 En cuanto a la forma de utilizarlos es muy sencilla.

Los hay con filtros y sin filtros, en spray, en gel o en crema, especiales para rostro o para cuerpo o para ambos conjuntamente.

Y casi todas las marcas los ofrecen, siempre a partir de unas texturas eficaces y agradables.

 

¿Como aplicarlos?

Mediante movimientos circulares y ligeros, sin olvidar lavar las manos inmediatamente después.

 Antes de utilizarlos conviene llevar a cabo una exfoliación para eliminar las células muertas y lograr que el producto se desarrolle mejor.

 Hay que extenderlo con mayor precaución en las zonas de rodillas tobillos y codos, ya que se colorean mas intensamente que el resto del cuerpo.

 Conviene evitar el nacimiento del pelo y las cejas.

 Y en los surcos nasogenianos se debe pasar un clínex inmediatamente después de la aplicación, para evitar que se deposite demasiado producto y el color no quede uniforme.

Y en las mejillas se utiliza una mayor cantidad ya que allí es donde el sol irradia con mas fuerza y así la imitación resultara perfecta.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta